Tiempo de lectura: 1' 22'' No. de palabras: 212

Dos estudiantes de una escuela fiscal del suburbio de Guayaquil resultaron afectadas por la inhalación de gas lacrimógeno, la mañana de este miércoles 4 de septiembre.

Los maestros del plantel y de otro aledaño (Francisco de Orellana y Juan Tanca Marengo, según el ECU911), debieron evacuar a los alumnos, poco antes del inicio de clases, debido a la presencia del químico en el aire. Los maestros y padres de familia relataron que escucharon una explosión y luego observaron la nube de humo que se expandía en la escuela.

Los testimonios sobre el origen del gas eran contradictorios. Mientras unos padres de familia coincidieron en que la bomba lacrimógenas fue lanzada a uno de los planteles desde una motocicleta, la Policía señaló más tarde que se lanzó en el patio de una vivienda. "El viento desplazó el gas hacia las escuelas", señaló en rueda de prensa el jefe de la Policía de Guayaquil, Guillermo Balarezo.

Las pequeñas fueron atendidas por una ambulacia del Cuerpo de Bomberos de Guayaquil, mientras que agentes del Grupo Antibombas de la Policía acordonó el lugar y revisó los alrededores.

Las autoridades de ambos planteles decidieron suspender las clases, y retomarlas este jueves.

Califique
2
( votos)