Tiempo de lectura: 4' 44'' No. de palabras: 777

No se mueva, haga silencia. Esas dos expresiones forman parte del pasado en la Red de Bibliotecas Municipales de Quito. Ahora, desde los más pequeños pueden acercarse al mundo de la lectura, con actividades y varios servicios.

En la ciudad hay 12 establecimientos distribuidos en los barrios (ver infografía). Toda la red cuenta con un fondo de alrededor de 70 000 libros: física, matemáticas, biología, literatura, historia, ciencias sociales, psicología, arquitectura, electrónica, poesía...

En la Biblioteca González Suárez, la cual abrió sus puertas en 1896, hay ocho salas. Geovana Jácome, encargada de la Red, comenta que cada una está sistematizada, por lo que los usuarios pueden buscar los ejemplares en una computadora y solicitar el texto con el código.

En el establecimiento del Centro Cultural Metropolitano, en el corazón del Casco Colonial, hay un rincón para los más pequeños. En el sitio, los cuentos, los rompecabezas y los videos son parte de las herramientas para motivar la lectura. En la red, la iniciativa se replica en las bibliotecas de Calderón, El Ejido, Quito Sur y en el Mundo Juvenil (La Carolina).

En el caso del local del parque tradicional de la ciudad, el cual fue rehabilitado en el 2010 por el antiguo Fonsal, con una inversión de cerca de USD 210 000, los niños también tienen material de consulta y pueden acceder a actividades del programa Quito Lee.

Jácome cuenta que en la González Suárez, hay la opción de que los padres dejen a los niños mientras dura la programación. En el sitio hay dos personas encargadas de la tarea. Esta opción es para los niños desde los 6 años. Los menores pueden realizar las dinámicas acompañados de sus padres.

En esta iniciativa, dice Jácome, participan hijos de comerciantes del centro de la ciudad. En muchas ocasiones, llegan luego de la jornada escolar. Las bibliotecas abren de lunes a viernes, de 09:00 a 17:00 y los sábados de 09:00 a 14:00. Pero, como parte del proyecto Quito Lee, el tercer domingo de cada mes, hay actividades en el hall del Centro Cultural Metropolitano, en coordinación con Cultura Viva y Quito a Pie.

En las instalaciones del centro, además de poder consultar y acceder al fondo antiguo, con ejemplares de la época de la Colonia, puede deleitarse con la edificación que alberga 117 años de historia. Según datos del Municipio, la Biblioteca fue fundada por Leonidas Batallas. Eugenio Espejo fue uno de los bibliotecarios.

Otros servicios

La red ofrece apoyo escolar. En el caso del edificio central, hay dos profesores politécnicos, que dan tutoría a estudiantes de colegios y universidades, en física, matemáticas, trigonometría... Un caso de factoreo no comprendido, ecuaciones que se vuelven un tormento..., los usuarios solo deben acercarse y plantear las dudas.

A la par, las bibliotecas cuentan con 'cybernarios', en los que se dan cursos de capacitación en informática básica, media y se está implementando el nivel avanzado. Excel financiero es otra alternativa.

A diferencia del resto de servicios, que son gratuitos, los talleres de computación, cuestan USD 9. La duración es de 30 horas. Las capacitaciones son permanentes.

Según Victoria Novillo, directora del Centro Cultural Metropolitano, la Biblioteca González Suárez, en promedio recibe 12 000 usuarios mensuales. En los otros puntos de la red, son unas 8 000 personas.

En la casa central de la red, entre finales de septiembre e inicios de octubre se habilitará al público una biblioteca virtual de la Secretaría Nacional de Educación Superior, Ciencia, Tecnología e Innovación (Senescyt).

A decir de Novillo, esta propuesta se realizará mediante un convenio entre el Municipio y dicha institución. Actualmente, se realizan adecuaciones en las salas para abrir el espacio. Para el 2014, comenta Novillo, se prevé implementar el préstamo de libros a domicilio. Sin embargo, aún se analizan los detalles. Uno de los pasos sería la declaración del fondo como de uso público.

Jácome asegura que la intención de la implementación de nuevos servicios es motivar la lectura y el retorno de la comunidad a las bibliotecas.

Los detalles

En la Atahualpa y San Marcos está en proceso la apertura de dos bibliotecas municipales.

La biblioteca del parque El Ejido tiene más de cuatro décadas de historia.

Actualmente, los establecimientos de los barrios La Magdalena y La Mena 2 están en reestructuración.

Según la Responsable de la Red Metropolitana,  la Embajada de Estados Unidos aporta con el punto infantil del centro.

Califique
2
( votos)