Tiempo de lectura: 2' 18'' No. de palabras: 357

Mauricio Pozo, ex ministro de Finanzas, señaló que en el país los indicadores económicos reflejan una situación que no es del todo alentadora.

Este planteamiento lo hizo durante el “Encuentro de perspectivas económicas y políticas para la planificación empresarial 2013”, organizado por la Cámara de Industrias y Producción (CIP).

Uno de los elementos que expuso fue que la producción de crudo ha decrecido en 1,2% entre el 2007 y el 2012. Esto implica que el país ha dejado de recibir unos USD 3000 millones por no mantener la producción.

También indicó que el Estado ha tenido un crecimiento exagerado con gran cantidad de contratación de personal, lo que impactaría en los datos de empleo. Así, la cifra de desempleo se reduce porque hay más gente entrando a trabajar en el sector público en vez de en el sector privado.

Para él el indicador del INEC no es confiable porque indica variaciones de crecimientos o reducciones de las cifras en periodos muy cortos de tiempo.

Reconoció que ha habido una reducción de la pobreza, pero esto es algo que se viene arrastrando desde el inicio de la década, gracias a factores como el de la dolarización.

En materia de comercio exterior indicó que hay una reducción de las exportaciones y que los impactos de perdidas como la de la Ley de Preferencias Arancelarias Andinas (Atpdea) se sentirán a mediano o largo plazo. Por otro lado, señaló que hay poca Inversión Extranjera Directa la cual, entre enero y junio, alcanzó USD 95 millones.

Tras su ponencia se hizo un análisis político a cargo de Sebastián Mantilla, quien indicó la fuerte influencia del presidente Rafael Correa en todos los sectores y que no hay una real oposición. Indicó que quedar en segundo puesto en una elección no significa que un movimiento se convierta en fuerza opositora a un Régimen.

Para él, la llamada oposición en el país es débil y desarticulada. Un sector de este tipo debe tener estrategia, cohesión y voz.

Califique
2
( votos)