Tiempo de lectura: 5' 36'' No. de palabras: 896

Hay deportistas que se entrenan al máximo, pero no logran plasmar toda esa preparación en la prueba. Por el contrario, existen deportistas que se crecen el día de la prueba. De estos es Xavier Moreno, quiteño de 33 años que compite esta noche en los 50 km marcha, la distancia más larga del Mundial de Atletismo de Moscú.

En la línea de partida, con los mejores del planeta, también se presentan a las 23:30, hora de Ecuador, los azuayos Jonathan Cáceres y Andrés Chocho.

El año pasado, Moreno sorprendió al país al lograr su clasificación a los Juegos Olímpicos de Londres. Fue sorpresivo porque desde la cita olímpica de Pekín, en el 2008, dejó de prepararse.

A finales del 2011 se lo vio otra vez en los parques y escenarios capitalinos. En aquel entonces su entrenador, el lojano Fredy Vivanco ya anunciaba que Moreno tenía todo para lograr un cupo olímpico.

Pocos lo creían, pero el marchista que se crece en las competencias logró la marca en el primer trimestre del 2012. Londres fue testigo de sus terceros Juegos Olímpicos.

Ahora, en la cita mundial de Moscú, volverá a estar entre la élite. Sus compañeros de entrenamiento, esos que día a día se ejercitan con él, están convencidos de que Moreno saca lo mejor de sí cuando le toca competir.

De eso da fe José Rubio, también seleccionado nacional de marcha. Durante este año, que Moreno ya ha retomado los entrenamientos de manera constante, Rubio ha estado con él, palmo a palmo en los senderos del parque La Carolina y en el estadio olímpico Atahualpa, dos de los lugares a los que más acuden para prepararse. "Es impresionante como cambia y se toma en serio las competencias".

Moreno y Vivanco viajaron el 24 de julio a Granada, España, para preparar, tranquilos y concentrados, la prueba del Mundial.

La semana pasada se desplazaron a Moscú. En todo este tiempo Robinson Vivar, otro seleccionado, ha chateado con el campeón Panamericano del 2007. El atleta de 26 años, que también compite en 50 km, asegura que su amigo está listo para competir.

Moreno buscará ingresar entre los 30 mejores del mundo. Esa es la meta para esta ocasión.

A pesar de sus 33 años, el quiteño que al viajar extraña a sus dos pequeños hijos, quiere continuar en las prácticas, mejorar sus tiempos y alcanzar sus cuartos Juegos en la cita de Río 2016.

Tres marchistas hicieron un campamento en Francia
En el caso de los marchistas Andrés Chocho y Jonathan Cáceres, su última fase de preparación la cumplieron en la localidad de Font Romeu, Francia. Allí, durante 25 días, se adaptaron al huso horario europeo, a la alimentación y se concentraron exclusivamente en la competencia mundialista.

En ese campamento también participó Paola Pérez, quien debió intervenir esta madrugada (00:35) en los 20 kilómetros caminata. Ella, según la nómina de inscripción, tenía 61 rivales de 29 naciones. Su objetivo era ubicarse entre las 20 mejores del planeta y superar su marca personal: 1 hora, 32 minutos y 52 segundos.

Chocho y Cáceres, en cambio, intervendrán esta noche desde las 23:30 en la prueba de los 50 km marcha. Juan Chocho, quien estuvo en Francia con los deportistas, contó que la meta de su sobrino (Andrés) es ubicarse entre los 12 primeros. El segundo pretende terminar entre los 30 mejores en su estreno mundialista.

Según Chocho, los andarines no tuvieron problemas para adaptarse al huso horario de Francia, que está siete horas adelante con relación a Ecuador. El sábado pasado viajaron a Moscú para esperar la competencia de hoy. La ciudad rusa tiene nueve horas de adelanto con relación a nuestro país.

Chocho, de 29 años, es el marchista con mayor experiencia migratoria. Quiere aprovechar esa ventaja para mejorar su récord sudamericano en la distancia de 50 kilómetros, que es de 3 horas, 49 minutos y 32 segundos. Ese tiempo lo registró en el Mundial de Atletismo que se cumplió hace dos años en Daegu, Corea del Sur.

Como detalle anecdótico para el deporte ecuatoriano, Chocho y Cáceres tendrán entre sus rivales al español Claudio Villanueva, quien nació y creció en Cuenca, se formó como deportista en la Escuela de Marcha del Azuay y luego por falta de apoyo en Ecuador se nacionalizó español, aprovechando la nacionalidad de su padre.

Es más, Villanueva se preparó en los últimos cinco meses en la capital azuaya con los entrenadores Luis y Juan Chocho, por pedido del seleccionado europeo y con el aval de la Real Federación Española de Atletismo. En las prácticas diarias, Chocho, Cáceres y Villanueva fueron compañeros.

Otro ecuatoriano que debía competir esta madrugada (01:20) es el semifondista Byron Piedra, quien disputaría la prueba de los 5 000 metros planos. De acuerdo a los datos oficiales, en la fase inicial corría con 14 rivales de España, Kenia, Japón, Gran Bretaña, México y Estados Unidos...

Piedra, antes de la competencia, sostuvo que su propósito es clasificarse a las finales y ubicarse entre los 10 mejores. Sin embargo, reconoció la calidad de sus rivales.

23:30 a esa hora empezará la prueba de 50 km marcha en el Mundial.

Califique
2
( votos)