Tiempo de lectura: 3' 2'' No. de palabras: 488

Ecuador es el tercer país latinoamericano en la historia del medallero de los campeones mundiales absolutos de atletismo, después de Cuba y México. Tiene tres medallas de oro y una de plata, obtenidas por Jefferson Pérez en la prueba de 20 kilómetros marcha.

Con ese antecedente, que no varía desde el Mundial de Atletismo que se cumplió hace seis años -2007- en Osaka (Japón), una delegación de 11 seleccionados del país se apresta para un nuevo desafío en Moscú, Rusia. De ese grupo, seis son marchistas, dos velocistas, un maratonista, un saltador y un semifondista.

La mayoría competirá en la madrugada. Moscú, sede del Mundial, está nueve horas adelante con relación al horario de Ecuador. No todos los seleccionados se entrenaron y se adaptaron al huso horario europeo.

Mauricio Arteaga y Rolando Saquipay abren la participación mundialista en suelo ruso. Mañana, domingo 11 de agosto, desde las 08:00 (hora de Ecuador), compiten en la prueba de los 20 kilómetros marcha. Ninguno de los dos se preparó en el exterior, lo hicieron en los escenarios de Cuenca.

Según Manuel Ortiz, quien dirige a Arteaga con asesoramiento de la exmarchista Miriam Ramón, en diciembre pasado se entregó la planificación a la Federación Ecuatoriana de Atletismo, presidida por Franklin Tenorio. Allí constaba un viaje a California, Estados Unidos, para los chequeos técnicos.

Sin embargo, "Tenorio negó la salida", asegura Ortiz sin temor y molesto. También se truncó un campamento en Saluzzo, Italia.

Tenorio se muestra sorprendido. "Cómo puedo interrumpir un proceso de un deportista". A su criterio, el viaje a California era para "pedir las tablas de entrenamientos" al colombiano Enrique Peña, exentrenador de Pérez. "Eso es desperdiciar los recursos", opina el exatleta.

Al margen de esa polémica, la meta de Arteaga es terminar entre los 10 mejores. Esa es la proyección de Ortiz, aunque Ramón es menos optimista o quizá realista. Ella habla de estar en entre 20 primeros. La mejor marca de Arteaga es de una hora, 21 minutos y 50 segundos (1:21.50).

Saquipay se entrenó solo, sin técnico. Ortiz se limita a comentar que Rolando se encuentra en un nivel competitivo, pero no excelente. Él se clasificó al Mundial con marca B: 1 hora, 24 minutos y 10 segundos.

Otros seleccionados sí se entrenaron en el exterior. El velocista Álex Quiñónez, por ejemplo, se preparó en Cuba, España y Colombia. Los marchistas Andrés Chocho, Jonathan Cáceres y Paola Pérez hicieron un campamento en la localidad de Font Romeu, Francia.

Ángela Tenorio, vicecampeona mundial juvenil en Ucrania, también se entrenó en España.

Desde Rusia, los deportistas reportan que se están acoplando al huso horario, a la alimentación y se pronostica un clima favorable los próximos días. La temperatura está entre los 25 y 28 grados centígrados, aunque por ser verano pudiera variar.


Califique
2
( votos)